¿Qué móvil Samsung de gama alta es más resistente?

Cambiamos de móvil a menudo. A muchos, un teléfono móvil no le dura más de un año. A otros sí. Pero nos dure lo que nos dure, buscamos smartphones que además de calidad nos prometan una mínima resistencia: que no se rompa la pantalla a la primera de cambio o que no se resquebraje la trasera en el caso de ser de cristal, por ejemplo. Solemos asociar las gamas premium a teléfonos más delicados pero profundicemos más sobre el tema.

Samsung presentó hace muy poco el Samsung Galaxy S9, un teléfono móvil que se ha convertido en un éxito desde su lanzamiento y que cuenta con una de las mejores cámaras del mercado además de otras muchas novedades interesantes. El teléfono móvil cuenta con Gorilla Glass 5 para recubrir su pantalla y con chasis de aluminio.

El Samsung Galaxy S9 se ha sometido ahora a las pruebas que muestran su resistencia. SquareTrade, como es habitual, ha puesto a prueba el Samsung Galaxy S9 para ver cuánto aguanta o para comparar su resistencia con modelos anteriores. El resultado de las pruebas ha sido de 71 sobre 100 puntos en el Samsung Galaxy S9 y 76 sobre 100 en el caso del Samsung Galaxy S9 Plus. Aprobado.

Ambos teléfonos están en valores medios, medio-alto en la escala de riesgo de rotura de la compañía que hace las pruebas. Como decimos, los teléfonos móviles de gamas altas tienen una mayor fragilidad debido a que casi toda su construcción está hecha en cristal así que es lógico que el Samsung Galaxy S9 sea más frágil, por ejemplo, que modelos de gamas bajas o gamas medias. Pero no es el más frágil.

El Samsung Galaxy S9 y S9+ han conseguido, como decimos, 71 y 76 puntos en la escala de riesgo de rotura. Son bastante resistentes y lo son más que modelos anteriores. Según los mismos criterios, el Samsung Galaxy S8 y el modelo S8+ tenían unos puntos de 76 y 77 en la misma escala. Aunque los nuevos teléfonos son bastante frágiles, son más resistentes en la nueva generación.

Para conseguir que la nueva generación de Galaxy S sea más resistente, Samsung ha apostado por el Gorilla Glass 5 en la pantalla y también con el chasis de aluminio. El teléfono sobrevivirá a caídas menores sin ningún tipo de problemas y según los vídeos publicados por SquareTrade es posible que si el teléfono cae desde la altura de la cadera puede no sufrir ningún daño.

De todas formas, aunque Samsung haga sus teléfonos cada vez más resistentes es importante que apuestes por una carcasa, una funda protectora o un protector para tu pantalla que evite posibles arañazos o roturas. Mejor prevenir, pese a todo.

Artículos relacionados