6 maneras de mejorar la velocidad de internet en tu casa

17560983

Si crees que la conexión a internet de tu casa es más lenta de lo que debería, echa un vistazo a estas posibles soluciones.

Si te da rabia cuando tu internet justo se ralentiza cuando estás jugando o viendo algún streaming, te entendemos, a todos nos ha pasado.

Es normal querer culpar a tu proveedor de servicios de Internet por la lentitud, pero puede que no sea su culpa. Hay otros factores que podrían estar teniendo un impacto en la velocidad de la banda ancha como la configuración del equipo o la ubicación del router. 

La buena noticia es que hemos llegado con seis grandes consejos para ayudarte a aumentar (o no disminuir) la velocidad de tu conexión. Antes de empezar, sin embargo, te sugerimos que pruebes tu velocidad de Internet en un sitio web fiable como Speedtest. Puedes tomar nota de los resultados para compararlos después tras realizar los cambios.

 

1. Actualiza tu navegador
Asegúrate de que estás utilizando la última versión de tu navegador web. Esto puede ayudar a reducir el tiempo de carga de las páginas web.

 

2. Actualiza tu router
¿Qué tiempo tiene tu router? Si ya lo has tenido durante unos años, un cambio de router puede ayudar a mejorar tu conexión.

Consulta con tu proveedor de servicios de Internet para ver si tienes posibilidad de optar a un cambio de router. Si comentas que estás teniendo problemas con tu velocidad de banda ancha, es probable que acepten cambiarte el router de manera gratuita.

 

3. Coloca el router en otro lugar
Dale a tu router una oportunidad de brillar, y ponlo lo más cerca posible del lugar donde más utilizas internet. Además siempre es preferible colocarlo en el punto más alto posible.

Evita poner cualquier objeto que interfiera entre el router y el dispositivo. Y sí, las paredes y puertas cuentan como barreras, cuantas menos cruce, mejor será la conexión inalámbrica.

 

4. Verifica que tu conexión es segura

Si no has configurado una contraseña para la conexión wifi de tu router, entonces cualquiera podría conectarse a ella. Podrían incluso estar conectados ahora mismo, mientras usted lee el artículo … ¡usando tu conexión a internet!

Y esta podría ser la menor de tus preocupaciones. Tener una red no segura permite que los hackers puedan acceder a su equipo y obtener información de cualquier tipo.

Ahora que te tenemos convenientemente asustado, cierra las cortinas, asegúrate de que nadie está detrás suya, y cambia la contraseña. Que sea lo más compleja posible, evitando las contraseñas por defecto e información personal.

 

5. Cablea tu conexión
Si tu conexión sigue sin ir lo rápido que debería, es el momento de volver al pasado. ¡Los cables!

Las conexiones inalámbricas siempre son más lentas que por cable. Esto no debería ser un problema si tienes una conexión rápida, pero si no la tienes, desenterrar el cable Ethernet (de red) puede ser tu solución.

 

6. Avisa a tu proveedor
Si ya has probado todos nuestros consejos anteriores y todavía no estás satisfecho con tu velocidad, es el momento de hacer la llamada a tu proveedor de servicios de Internet.

 

Si todo esto falla,  el cambio de operadora puede ser la mejor opción. A veces, por temas de localización, podrán ofrecernos mejor servicio unas que otras.

¿Tienes más consejos para aumentar la velocidad de internet? ¡Compártelos! 🙂

 

Fuente: Carphone

Artículos relacionados