Bixby, el “siri” de Samsung para el Galaxy S8, se retrasará a junio

El Wall Street Journal ha desvelado que, según fuentes de toda solvencia, Bixby, el anunciado asistente inteligente que Samsung había preparado para debutar en el Galaxy S8, se retrasará un poco frente a su lanzamiento previsto, esperando su despliegue en el mes de junio.

Estaba previsto para finales de primavera y parece que al final será un “primeros de verano” cuando el nuevo jugador en este particular mercado en el que ya está Siri, Google Assistant o Cortana llegará a los usuarios que han adquirido uno de los terminales estrella de Samsung este año.

Bixby es un poco “duro” de oído

Según parece, a Bixby se le está resistiendo un poco la comprensión de gramática y sintaxis del idioma inglés, lo que provoca ciertos problemas a la hora de reconocer lo que le están pidiendo o diciendo los usuarios. No deja de ser una decisión bastante coherente de Samsung que sabe que se juega mucho con esta tecnología tan innovadora. Es mucho mejor ofrecer un producto pulido y sin fallos aunque sea unas semanas después a hacer un lanzamiento mundial y obtener un sin fin de quejas y burlas por los posibles errores que podría cometer su asistentes.

Lo cierto es que pese a este retraso, el lanzamiento del Samsung Galaxy S8 y Galaxy S8+ está yendo mejor que nunca para la empresa coreana. A primeros de mayo, la compañía indicó que había vendido cerca de 5 millones de unidades de sus nuevos terminales con unas 10 millones de unidades distribuidas a las tiendas.

interfaz de bixby

Mejor esperar y recibir una función 100% estable

No hay que olvidar que pese a que esté presente Bixby, en el Samsung Galaxy S8 se puede utilizar sin problemas el Google Assistant y, seamos sinceros, los asistentes son un gran añadido pero no una funcionalidad que la mayoría de la gente utilice tanto a diario. Hablar a una máquina todavía se nos hace algo raro.

Por otra parte, el resto de características del Galaxy S8 hacen olvidar rápidamente este retraso como son su cámara, diseño, la pantalla sin bordes, la potencia de su procesador Exynos o la capacidad del equipo para utilizar servicios como Samsung Pay para pagar con el terminal. Al menos en nuestra opinión, no tenemos ninguna prisa para recibir Bixby y esperamos que Samsung resuelva pronto sus pequeños flecos para poder disfrutarlo en las próximas semanas cuando esté bien afinado.

Artículos relacionados