¿Quieres comprobar si has sido infectado por BlueBorne? Te contamos cómo

¿Quieres comprobar si has sido infectado por BlueBorne? Te contamos cómo

Millones de dispositivos son vulnerables en estos momentos por ocho agujeros de seguridad mastodónticos hallados en el Bluetooth. Titulado para la ocasión como BlueBorne, las principales compañías ya trabajan a ritmos forzados para dar una solución al problema tal como te contábamos ayer. No obstante, puedes saber si has sido infectado de una manera muy sencilla.

Armis, compañía que ha descubierto este agujero, ha lanzado la aplicación BlueBorne Vulnerability Scanner. La herramienta, que se puede descargar de manera totalmente gratuita, analiza el teléfono en todas sus aristas y dice si es vulnerable o no en esos momentos. Además, y esto es importante, también es capaz de diagnosticar otros dispositivos del entorno que nos rodea, todo un sello de garantías para estar en un ambiente “libre y seguro”.

Para usarla sólo es necesario pulsar en el botón de analizar y dejar que el software haga el resto. En cuestión de segundos, la aplicación nos remitirá el resultado obtenido y sabremos si estamos infectados (no sólo nuestro teléfono móvil como decíamos en el párrafo anterior, sino que también sabremos el estado de salud de televisores, consolas, auriculares o cualquier gadget con Bluetooth).

¿Quieres comprobar si has sido infectado por BlueBorne? Te contamos cómo

Problema global

Si por algo destaca BlueBorne es por el peligro que atesora. Da igual que tengas Android, iOS, un PC o unos simples auriculares: millones de dispositivos están en riesgo en estos momentos. Armis fue la encargada de descubrir este problema alertando de que este malware es capaz de tomar el control del terminal sin que el usuario tenga interacción alguna. En concreto, son ocho vulnerabilidades de las que cuatro son críticas.

Hay que esperar a que los principales fabricantes de antivirus, así como las marcas más importantes del planeta, vayan lanzando los últimos parches de seguridad en sus sistemas operativo. Paciencia, no hay otra ciencia.

Artículos relacionados