¿Qué debo hacer si mi teléfono móvil se apaga de repente?

Teléfono

Es posible que alguna vez te hayas asustado si tu móvil se apaga de repente. Se apaga mientras lo estás usando o se ha apagado cuando lo tenías en el bolsillo o en el bolso. Puede ser debido a muchos factores diferentes y es complicado determinar las razones sin conocer cada caso… Puede ser un problema de la batería, un sobrecalentamiento del procesador del teléfono, etc. Si has sufrido esto o quieres saber qué hacer en caso de que te pase, te lo explicamos.

Si es algo que se repite y consideras que es culpa de la batería, tendrás que buscar una nueva. No todos los móviles cuentan con una batería extraíble en la actualidad así que es posible que no puedas cambiarla tú solo en casa levantando la tapa como hacíamos antes sino que tengas que llevarlo a una tienda especializada y comprar una batería nueva porque la tuya esté estropeada. Si crees que no merece la pena y tu teléfono es ya demasiado antiguo, también puedes buscar un nuevo móvil asequible que cubra tus necesidades.

Si la batería no es problema y se apaga aunque tu batería aún esté llena, es posible que sean otros los motivos. Desinstala aplicaciones de las que sospeches que pueden estar haciendo daño a tu teléfono a través de malware, por ejemplo. Juegos y aplicaciones poco fiables que tengas instaladas y que mejor evitar.

En muchas ocasiones los teléfonos se apagan porque hay demasiadas aplicaciones funcionando en segundo plano así que si crees que esta es la causa basta con que cierres una aplicación por completo cuando no estés usándola. Para saber qué consume cada una podrás ir a Ajustes > Aplicaciones y tener más detalles sobre qué está gastando más o funcionando sin que te hayas dado cuenta. Otra opción es que desactives las conexiones que no vayas a usar como Bluetooth o GPS, por ejemplo.

Si no logras entender cuál es la causa y no puedes encontrar una solución, lo más aconsejable es que lleves tu teléfono móvil a un centro especializado para que hagan un análisis más exhaustivo de él. Cuida las aplicaciones instaladas, usa cargadores homologados y baterías fiables y mantén siempre actualizado tu teléfono móvil para que ninguna de estas causas provoquen que se apague solo.

También y en la medida de lo posible no hagas que tu teléfono soporte temperaturas extremas: no lo dejes al sol en verano o deja que se enfríe un rato si está demasiado caliente cargando. Luego, cierra todas las aplicaciones y ponlo a cargar de nuevo.

Artículos relacionados