Trucos para grabar los mejores vídeos con el móvil

Video

Grabar vídeo es sencillo con el teléfono móvil y hace años que nos olvidamos de la cámara de vídeo en casa pero sin echarla de menos. Los teléfonos cuentan cada vez con mejor equipo fotográfico pero también nos permiten grabar vídeo de calidad, el formato estrella en redes sociales como Instagram, Facebook o Twitter, más allá del éxito de YouTube. Si quieres grabar los mejores vídeos con tu móvil, te enseñamos algunos trucos infalibles.

Grabar vídeo es sencillo con el teléfono móvil y solo tenemos que abrir la cámara y comenzar a grabar pero grabar vídeos de calidad con el móvil no siempre es fácil sin que nos salgan movidos o seamos capaces de triunfar. Hoy te enseñamos los mejores trucos para grabar vídeo de calidad.

Gira la pantalla

Fundamental el importante: graba con la pantalla girada. No grabes en vertical y gira las manos para grabar los vídeos. Queda muy incómodo y poco atractivo que grabes en vertical y aparezcan barras a los lados del vídeo a no ser que vayas a subirlo a Instagram Stories y sea el formato exigido. Siempre que grabes vídeo intenta grabarlo en horizontal para que ocupe toda la pantalla y no solo la parte central con dos barras incómodas y feas a los lados. Es sencillo y solo hay que girar las manos.

Cuida la iluminación

Cuida siempre la iluminación de tus vídeos aunque te vayas a mover. Las condiciones de iluminación cambian si vas de exteriores a interiores por ejemplo pero ten siempre en cuenta esto lo máximo posible. Por ejemplo, no grabes con el sol frente a ti si hay mucha luz e intenta que esté detrás para poder grabar bien.

Usa las dos manos

Usa siempre las dos manos para grabar ya que darás mayor estabilidad a tu teléfono móvil. Intenta apoyarte sobre algo para que el vídeo esté más estable o usa un trípode o un estabilizador de mano para que el vídeo no vibre demasiado.

Aprovecha los modos del teléfono

Explora qué modos tiene tu teléfono móvil y no pulses simplemente sobre el botón de grabación de vídeo. Fíjate en las distintas opciones de velocidad, cámara lenta, cámara rápida o modos que aumenten la estabilidad, por ejemplo.

No tengas miedo de editar

Edita. Edita en su punto justo sin añadir filtros que hagan que el vídeo parezca irreal o falso y usa las aplicaciones de edición para recortar todo lo que sea innecesario en tu vídeo. Recuerda que menos es más y podrás tener un vídeo de calidad recortando lo que sobre o añadiendo efectos de postproducción aunque e su justa medida.

Artículos relacionados