Pasamos unos días junto al Samsung Galaxy S7

154041610

No podía creer mi suerte cuando el Samsung Galaxy S7 aterrizó en mi escritorio. Iba a probar durante unos días uno de los terminales más esperados. Es obvio que no podía esperar a ponerlo en marcha, por lo que me preparé para empezar mi aventura.

 

Abriendo la caja

Cuando vi por primera vez el teléfono, lo primero que se me pasó por la cabeza fue un ‘wow’. Cada curva parece haber sido cuidadosamente diseñada, haciendo que el teléfono sea más fácil de sujetar. Esto se nota especialmente en la parte posterior del teléfono.

También podemos estar tranquilos por su peso, ya que estamos ante un teléfono ligero, a la vez que se siente la firmeza esperada en un smartphone de su categoría. Además, gracias a su certificación IP68, podremos sumergir el teléfono en agua hasta 1.5 metros sin miedo a que se dañe.

 

configurando

Comienza la puesta en marcha. Al igual que en todos los nuevos Android, podrás utilizar Tap&Go, una práctica utilidad que te permite transferir información de tu antiguo teléfono al nuevo.

Aunque lo que realmente me impresionó fue que el S7 me preguntó qué launcher quería utilizar. Un launcher es una aplicación que modifica el aspecto de la pantalla de inicio y del cajón de aplicaciones del teléfono. Cuando he seleccionado el Google Now Launcher que tenía en mi actual teléfono, todas mis aplicaciones y widgets han aparecido colocadas exactamente como estaban en el otro dispositivo. ¡Genial!

 

Primeras impresiones

Después de echar un vistazo rápido a todas mis aplicaciones, quedé impresionado por la forma en que responde la pantalla. Todo fluía perfecto. Estoy acostumbrado a teléfonos rápidos, pero esto era otro nivel.

La pantalla se veía deslumbrante. Panel super AMOLED5.1 pulgadas y resolución QHD. No podemos pedir más. Los colores se ven más brillantes, las imágenes se ven más nítidas y se observa la diferencia con cualquier otro teléfono de inmediato.

De momento, ninguna queja sobre el Galaxy S7.

 

Probando la cámara

Con lo que me gusta tomar fotos, la cámara de un teléfono es probablemente mi herramienta preferida ya que siempre está en mi bolsillo. Así que una de las primeras cosas que hice con el Galaxy S7 era ver lo que la nueva cámara de 12MP podía hacer.

Sinceramente, es una cámara increíble. Mejor que con palabras, echad un vistazo a las fotos tomadas.

20160306_110101 20160306_110626 Samsung Galaxy S7 camera sample

 

batería

Después de seguir utilizando el S7 y divertirme con su cámara, era el momento de cargarlo.

Para el Galaxy S7, Samsung ha subido la potencia de su cargador. Así que a pesar de que el S7 tiene una gran batería de 3000 mAh, se carga completamente en unos 50 minutos. Eso es un tercio del tiempo que tardaban los smarpthones hace dos años en cargar.

Lo que es aún más sorprendente es que el teléfono estaba más frío después de haber sido cargado. Eso es gracias al sistema de refrigeración líquida único de Samsung. Una serie de pequeños tubos en el teléfono llenos de un material que disipa el calor evitando que las piezas internas se dañen por sobrecalentamiento. Y puedo decir que funciona realmente bien.

El total de la batería me ayudó a pasar los siguientes dos días, una hazaña impresionante para cualquier smartphone ya que tiendo a utilizarlos de manera intensiva. Os dejo la siguiente captura de pantalla como muestra.

Samsung Galaxy S7 battery life

 

Mi veredicto

Después de estos días con el Galaxy S7 como mi único teléfono, solo puedo decir que me encanta.

La calidad de la pantalla es alucinante, y la duración de la batería, de dos días, es perfecta. Pero lo que realmente me gusta es lo bien que se adapta a la mano. Es agradable al tacto y se aprecia la calidad de su construcción.

Así que ya sabéis, si os interesa el nuevo Galaxy S7, pasaros por alguna tienda o entrad en nuestra web. Y si tenéis alguna duda, ¡dejadnos vuestros comentarios! 🙂

Artículos relacionados