El iPhone del futuro podrá controlarse sin tocar la pantalla

iPhone pantalla plegable

Los fabricantes ya buscan cómo hacer que los diseños de sus teléfonos sean cada vez más innovadores… Las pantallas sin bordes y con formato 18:9 se han convertido en tendencia y muy pronto serán tendencia los smartphones con pantalla plegable. Apple ya está buscando cómo hacer para que sean aún más innovadores: el iPhone del futuro se controlará sin tocar la pantalla y tendrá pantalla curva.

Apple presentó hace solo unos meses el iPhone X, su actual buque insignia. Se espera que pronto llegue el iPhone X Plus y que llegue un nuevo iPhone de 4 pulgadas para convertirse en el sucesor del iPhone SE, como recogen desde Movilzona. Pero los de Cupertino también piensan en un futuro aún más lejano y en un iPhone con pantalla plegable, el iPhone del futuro.

Ya hay smartphones plegables en el mercado como el ZTE Axon M y se espera que el primer smartphone plegable de Samsung llegue este mismo año. El de Apple, por su parte, llegaría en solo unos años pero la marca ya trabaja y perfecciona el modelo que no solo tendrá una pantalla curva sino que podría controlarse sin tocarlo.

Según las últimas informaciones, Apple trabaja en una pantalla que permite curvarse “gradualmente de arriba hacia abajo” pero no es la única característica interesante porque, como decimos, el iPhone también contaría con una novedad excepcional: podríamos controlar el teléfono sin necesidad de tocar la pantalla.

La información publicada por Bloomberg asegura que Apple trabaja de una característica de control sin contacto para el iPhone del futuro. Podremos hacer gestos frente a la pantalla que nos permitirían controlar el teléfono sin necesidad de estar tocando el teléfono o ensuciándolo con nuestros dedos.

La posibilidad de controlar el teléfono sin tocarlo se conseguiría con el hardware de la pantalla y no con sensores que estuviesen en el teléfono o eso sabemos hasta el momento aunque tendremos que esperar un poco más para confirmar estas informaciones y ver los planes de Apple.

No es una tecnología especialmente novedosa porque ya ha habido otros intentos anteriores pero se espera que Apple la perfeccione y que consiga tener más éxito que hasta ahora, que no han llegado a buen puerto. Apple también utilizó el reconocimiento facial, algo ya inventado, para dar impulso a su iPhone X así que la marca ya sabe cómo reinventar y vender algo que ya está en el mercado.

Artículos relacionados