Cómo ha conseguido Samsung que los Galaxy S7 y Galaxy S7 Edge sean resistentes al agua

Mantener la electrónica seca no fue fácil para Samsung, pero al final lo consiguió y vale la pena …

Sin título

Una de las mejores cosas de los nuevos Samsung Galaxy S7 y Samsung Galaxy S7 Edge es que son resistentes al agua, se pueden sumergir en un máximo de 1.5 metros de profundidad durante media hora como máximo.

 

Pero, ¿cómo Samsung ha conseguido que esto sea posible?

 

  1. GORE-TEX CUBRE LOS MICRÓFONOSLos micrófonos son una de las cosas más difíciles para que sean resistentes al agua, ya que tienen que estar abiertos para permitir el sonido. Para superar este problema, Samsung busca una solución.Si alguna vez has comprado un par de zapatos impermeables, probablemente reconozcas entonces la marca Gore-Tex. Es un material artificial que permite que entre el aire, pero no líquido. Por eso Samsung ha elegido cubrir los micrófonos del Samsung Galaxy S7 y Galaxy S7 Edge con este material, que deja pasar el sonido y pero el agua no.Una ventaja adicional del uso del GORE-TEX es que el material es resistente al viento, lo que reduce el ruido molesto cuando estás con el teléfono fuera de casa y hace aire.
  2. Revestimientos de platino para los puertos abiertos

    Una cosa sorprendente sobre el Galaxy S7 y Galaxy S7 Edge es que no tienen nada que cubra sus puertos (el puerto de carga y el conector Jack para los auriculares), están abiertos.

    Samsung Galaxy S7 micro USB port

    Para asegurarse de que el teléfono es resistente al agua, Samsung se ha asegurado de que estos puertos no se mojen, sólo conducen la electricidad.

    Pero eso no impide que los puertos se oxiden. Así que para asegurarse de que todo siga funcionando después de que el Galaxy S7 y Galaxy S7 Edge se mojen, las conexiones están recubiertas de platino para evitar la corrosión.

     
  3. Interruptor de cortocircuito en el puerto de carga

    Mantener la corrosión a raya resuelve un problema, pero ¿qué pasaría si conectas el cargador de tu Galaxy S7 y Galaxy S7 Edge y el puerto de carga está todavía húmeda? Bueno, Samsung ha pensado en esto y ha añadido un interruptor de cortocircuito en el teléfono.

    Si se conecta un cargador mientras esta húmedo el puerto, el Galaxy S7 detendrá automáticamente la electricidad que entra en el teléfono, protegiendo así de sus partes vitales.

     

  4. Sellos de goma

    El agua es muy poco probable que cause cualquier daño por los propios puertos, pero ¿qué pasaría si uno de esos puertos se mueve ligeramente por el uso constante y se produce una pequeña fisura?

    La toma de auriculares, el puerto de carga y la bandeja SIM / Micro SD todos tienen sellos de goma. Esto significa que tienen la libertad de moverse ligeramente a medida que los usamos sin que se creen pequeños huecos por donde el agua podría filtrarse.

     
  5. Pegamento y cinta adhesiva impermeable

    Hay muchas partes que tienen que mantenerse juntas para crear estas nuevas joyas de Samsung, y cada costura es una grieta potencial. Es por eso que el fabricante coreano ha creado una cinta resistente al agua y utiliza una gran cantidad de pegamento también resistente al agua para pegar todas las partes juntas. 

    Con esto hace que se junten de una forma sólida, sin grietas, o fisuras entre las partes, no dejando pasar el agua y creando una sensación Premium.

     

Así que ahí lo tienen, cinco características de diseño importantes que probablemente no sabías de cómo son resistentes el Samsung Galaxy S7 y el Samsung Galaxy S7 Edge

Si tienes alguna duda o algo que puedas añadir, coméntanoslo. Y, si quieres experimentar esta resistencia en tus propias manos, visita nuestra web o acércate a cualquier tienda Phone House. ¡Te esperamos! 🙂

Artículos relacionados